miércoles, 23 de diciembre de 2009

JAMÓN DE NAVIDAD o JULSKINKA

Este es probablemente un de los grandes protagonistas de la navidad sueca. ¿Se puede comprar en IKEA? Pues sí, pero nada que ver… Esta receta es lo más parecido a nuestro lacón pero con un toque diferente que lo convierte en un delicioso bocado. En Suecia una Navidad sin Julskinka, no es una Navidad de verdad. Se suele preparar el mismo día de la Noche Buena, pero para los que no disponemos de ese bien tan preciado llamado tiempo, podemos prepararlo un par de semanas antes y lo congelamos.


INGREDIENTES:

Jamón de Virginia en salitre de 4.500 gr. Aprox. (El mínimo de un jamón son 9 kg, pero pedimos al charcutero que nos lo corte en 2) Al final del post el contacto para la compra de este tipo de jamón)

Pimienta blanca en grano

(Pimienta de olor en grano) Opcional

3 Hojas de laurel


Para la costra del jamón:

Pan rallado

2 cucharadas soperas de mostaza (sueca – adquirir en IKEA)

2 cucharadas pequeñas de Azúcar

1 huevo

Clavos de olor



Lo primero que debemos hacer es bridar nuestro jamón. Para el que no sepa hacerlo que lo ate como pueda y punto, lo importante es sujetar “las carnes” para que no pierda su forma durante la cocción. Lo metemos en un olla grande y cubrimos de agua fría. Lo calentamos a fuego medio-fuerte (sin tapar) y en cuanto empiece a hervir se empezará a formar una espuma que iremos retirando. En cuanto empiece a hervir añadimos las hojas de laurel, las pimientas, bajamos el fuego y lo dejamos a fuego lento durante 2 horas y 40 min. Durante este tiempo debemos retirar la espuma de vez en cuando. Debemos vigilar que el jamón no quede descubierto sin agua y rellenamos con más agua si fuera necesario.


Cuando hayamos terminado de cocer el jamón lo sacamos y dejamos enfriar. (¿Qué hacer con el caldo? Ver “consejo” más abajo)

Cuando el jamón esté frío mezclamos un huevo batido con la mostaza y el azúcar. Con un pincel pintamos todo el jamón con nuestra mezcla hasta que no nos quede ni un rincón. El pan rallado lo vamos espolvoreando poco a poco por encima intentando cubrirlo todo. Para los rincones más complicados os recomiendo que os pongáis pan rallado en la palma y sopléis… MAGIA!

Una vez que lo tenemos listo precalentamos el horno a 190-200 ºC. Cuando el horno esté bien caliente introducimos el jamón y dejamos que el pan rallado se dore. No debemos dejarlo mucho tiempo puesto que el jamón tenderá a resecarse. Solamente queremos que se dore un poco (no como a nosotros que casi se nos churrasca).

Una vez listo lo sacamos, dejamos enfriar y comenzamos a decorarlo clavando clavos de olor por la zona superior del jamón (que le aportaran un rico aroma).

LISTO!!!!!!!!


Ahora solamente tenemos que cortarlo y disfrutarlo.

¿Cómo comerlo? Como si se tratara de un embutido, acompañado de patatas cocidas o sobre un knäckebröd (pan crujiente que venden en IKEA y en el mercadona también) y un poco la mostaza sueca.


Consejo: El caldo de la cocción lo aprovechamos para otro clásico navideño, dopp i grytan [moja en la olla]. Reducimos el caldo a 1/3 para concentrar el sabor. Lo dejamos en una olla y se mete pan para que se empape del caldo. Cada comensal se servirá un poco de ese pan remojado. ¡Está muy rico!

También lo podemos servir en un cuenco o vasito para tomarlo a modo de consomé. Preparamos una tapita de pan con un poco de julskinka, lo colocamos a modo de tapa sobre el vaso et voilá!


MARIDAJE: Con estos platos que no falte nunca una cerveza helada.

Si quieres conocer otras delicias suecas navideñas pincha aquí


Contacto charcutería de Pozuelo que vende los jamones de Virginia en salitre: 91 715 30 01 (Preguntar por Antonio de Charcutería). Se venden por encargo.

FELIZ NAVIDAD – GOD JUL

No hay comentarios:

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails